Todos somos iguales, pero…

Todos somos iguales, respeten las diferencias.

A simple vista o razón, la frase parece una paradoja pero en cierta forma no lo es, porque si tomamos en cuenta la condición humana o de vida, todos somos iguales, mortales y vulnerables, y respecto a las diferencias, cada quien tiene un espíritu, creencias, una capacidad racional, una capacidad física, rasgos físicos, entre otras cosas muy distintas.

Peanuts by Félix Urbina on 500px.com

Esas diferencias deben ser respetadas, porque al final, la igualdad que nos une es nuestro planeta, nuestro oxígeno, nuestra vitalidad, y nuestros lazos de hermandad deben ir atados a eso, a nuestra semejanza como seres orgánicos y pasajeros, porque no sabemos en quién vamos a conseguir chispas de relación mutua que harán agigantar los pasos que debemos dar en algún trecho de nuestro caminar por la vida.

Todos somos iguales, respeten las diferencias, respeten que venimos sin condiciones a este mundo, respeten que debemos trabajar por nuestra raza humana, las otras diversas especies que nos acompañan, por nuestra vida en este hogar llamado Tierra. La vida merece más respeto, más consideración, merece un: oye, ¿estás bien?. Merece más un: ¿puedo ayudarte en algo?; merece más un: explícame que no entiendo tu punto de vista. Merece: ven, escucharé tu opinión.

Advertisements

About felixurbina

Humano con todos los defectos y virtudes que vienen de fábrica.
This entry was posted in Humano, Vida. Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s