Presos en libertad

Una esperanza llevó a la otra, la otra a otra y así hemos ido de esperanza en esperanza sin siquiera obtener lo que esperábamos en la primera esperanza, pero como la primera llevó a la segunda, la segunda a la tercera y así sucesivamente, ya olvidamos cuál de las esperanzas nos obligó a estancarnos en la desesperanza.

Alone by Félix Urbina on 500px.com

Pero por encima de todo ese complejo lío de esperanzas, podemos tener la seguridad que tenemos: desidia, indiferencia, desinterés, entre otras cosas. “El país está tranquilo“, esa frase de las voces que están en su zona de confort y que muy en el fondo, siguen con esa cesta de ropa sucia llena de esperanzas, con una fe inagotable en que alguien, en algún momento hará algo para solventar sus esperanzas.

Bueno, es cuestión de ver quién va a hacer lo que se debe hacer, porque ciertamente la actualidad nos ha demostrado que los mesías no existen y que todos, en una sola voz, en un solo grupo, en unión, nos convertimos en mesías, saliendo de la decadencia que nos mantiene frívolos, temerosos, lejos de las múltiples realidades, presos en libertad.

Advertisements

About felixurbina

Humano con todos los defectos y virtudes que vienen de fábrica.
This entry was posted in Venezuela. Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s